Make your own free website on Tripod.com

 


Arcano

 

Experimento

Por Mario Luis ALTUZAR SUAREZ

TEXCOCO, Edo. Mex.- Emergió aquí el particular estilo de gobernar perredista. La frase de campaña presidencial de “primero los pobres” cobra su dimensión represiva. El desalojo de 8 floricultores en el mercado Belisario Domínguez “para adecentar el comercio”, la resistencia violenta dejó un muerto, 8 heridos graves y más de 100 detenidos.

A los dos mineros asesinados y 50 heridos el 20 de abril pasado, en el intento de desalojo de los huelguistas en la Siderúrgica Lázaro Cárdenas, por la policía de Michoacán gobernado por el perredista Lázaro Cárdenas Batel, se sumó el 3 de mayo, la muerte de Javier Cortés Santiago de 14 años, en un enfrentamiento de comerciantes con la policía municipal de Texcoco, presidido por el fotógrafo perredista Nazario Gutiérrez Martínez.

Curiosamente, la represión coincide con los momentos en que las encuestas sobre las campañas presidenciales muestran una caída libre del candidato perredista, Andrés Manuel López Obrador con el anuncio del jefe de gobierno distritofederalense, Alejandro Encinas, de impulsar la publicidad de las obras de gobierno que apoyarían a su correligionario.

Parecería que se cumple la máxima del desaparecido veracruzano Jesús Reyes Heroles, de que en política no existen las coincidencias y de que la forma es fondo, si se analizan los antecedentes de la violencia que intentó involucrar al gobernador priísta del Estado de México, Enrique Peña Nieto, en actos de represión que son responsabilidad municipal.

Recordemos que Nazario Gutiérrez Martínez, antes de ser electo por el Congreso mexiquense como interino de Higinio Martínez Miranda el 3 de enero pasado, fue director de Regulación Comercial, director de Servicios Públicos, director de Transporte y Vialidad y secretario del ayuntamiento. Y se le atribuye el cambio de imagen de Texcoco.

Un cambio que según los antecedentes documentados, se sustentaría en el particular estilo de administrar del PRD. Se denunció que a las 5 horas del 10 de abril pasado, los campesinos de rábano, lechuga, flores, nopales, entre otros productos, fueron recibidos en el mercado Belisario Domínguez por 100 policías municipales y 20 funcionarios del ayuntamiento.

Se retiraron porque habían sido golpeados y robados en 3 ocasiones anteriores.

Al día siguiente, cuando ya estaban trabajando, llegó la policía y desenfundaron y cortaron cartucho, golpearon a mujeres y ancianos. La solidaridad de los consumidores logra retirar a la fuerza pública que amenaza de muerte y con cárcel a Patricia Romero, Antonio Valencia, Agustín Peralta y otros campesinos.

Para el jueves 20 de abril, el operativo incluye a 1000 policías granaderos provenientes de diferentes lugares del estado, con 150 elementos de la policía municipal y 50 funcionarios. Toman por asalto el Mercado Belisario Domínguez, apoyados por algunos locatarios y de los perredistas; el presidente municipal entrante Constanzo de la Vega, el diputado local entrante Francisco Vázquez y Nazario Gutiérrez quienes impiden nuevamente que mujeres y ancianos vendan sus productos.

Es decir, que desde que asume la presidencia municipal, el perredista Nazario Gutiérrez Martínez incuba la violencia con actitudes prepotentes, que estalla el 3 de mayo al desalojar a las 5: 30 horas a 8 floricultores que menos de 6 horas después, reciben el apoyo de los residentes de San Salvador Atenco, que machete en mano, enfrentan a la fuerza pública reforzada, por las policías estatal y la federal.

Los atenquenses que fueron recibidos con sus machetes por el jefe de gobierno del Distrito Federal, Andrés Manuel López Obrador, hace 5 años, en su protesta contra el proyecto aeroportuario del foxismo, según las crónicas de la telecracia, se enfrentaron a la policía estatal, en un esfuerzo mediático para responsabilizar al gobierno de Peña Nieto.

El hecho, entonces, parecería ser un experimento de cómo se responderá al resultado de las elecciones presidenciales del próximo 2 de julio. Cómo si se preparan escenarios adversos al reconocimiento de un posible triunfo priísta que se intenta descartar con el manejo de encuestas favorables al panista Felipe Calderón Hinojosa. Un juego altamente riesgoso.

 

À

 

 

Arcano es una Marca Registrada por Publicaciones Aldehan, S.A. de C. V. Todos los Derechos Reservados.